Vio cómo su novio se puso de rodillas delante de una tumba. ¡Es imposible ver esto sin lágrimas!

Cuando realmente amas a alguien, está dispuesto a cualquier cosa para hacer feliz a su alma gemela. Mateo y Christina, que llevan juntos cinco años, lo saben muy bien.

Para hacer feliz a su novia, Mateo superó casi 5.000 kilómetros. ¿Cuál fue la razón? El joven fue a buscar a los padres de Christina para pedir su bendición para casarse con su hija.

1

Mateo le dijo a Christine, que se fue al cumpleaños de un amigo, pero realmente se habia ido de San Francisco a Orlando, donde vivía la familia de la chica. Los familiares de Christine quedaron encantados con esta noticia, la abuela incluso le regaló a Mateo su anillo de bodas para la propuesta.

2

Pero cuando Christine vio que su novio se arrodilló ante la tumba de su padre, la chica perdió el don de la palabra. Mateo se inclinó ante la tumba y le pidio al padre fallecido, la mano de su hija, con la promesa de hacerla feliz.

3

Christina vio todo el viaje de Mateo en el video. Cuando el joven volvió a casa, inmediatamente le propuso matrimonio. Ella no pudo contener las lágrimas y, sin dejar de sonreír, le dijo "sí!"

4

Y sólo nos queda desearle a esta maravillosa pareja largos y felices años de matrimonio.

Ella se puso modestamente junto a su hijo. Pero cuando comenzó a cantar, ¡Casi me caigo de la silla! Esta chica fue a visitar a su novia enferma. Lo que vio al llegar, nunca lo olvidará... Este chico notó que su novia come helado. Lo que vio después lo dejó en shock...

Comentarios