Una mujer compró un anillo con una gran piedra en un mercado de pulgas. 30 años después, los joyeros dijeron que era un diamante.

En la década de 1980, una mujer vio un anillo con una piedra de "Tamaño excepcionalmente grande" en el mercado de pulgas en Londres.

A pesar de que el anillo estaba sucio, le causó interés. Suponiendo que es solo una bisutería, la mujer lo compró por 10 libras.

La mujer llevaba el anillo todos los días durante 30 años hasta que un día conoció a un joyero. A primera vista, el especialista se dio cuenta de que la decoración podía ser muy valiosa.

La mujer pensó que el anillo era falso, pero aún así lo llevó a Sotheby's para su evaluación.

"Lo miramosn y dijimos que era un diamante, y lo verificamoss en el Gemology Institute of America", dijo Jessica Windham, directora del Departamento de joyería de Sotheby's en Londres, en una entrevista.

Nadie sabía la historia del anillo antes de que apareciera en el mercado de pulgas. Sin embargo, la piedra polvorienta era un diamante blanco del siglo XIX de 26,27 quilates y un valor de £ 350.000!

La sorprendente noticia emocionó mucho a la dueña del anillo.

"La mayoría ni siquiera puede soñar con un diamante tan grande, es un hallazgo asombroso", dijo Windham.

No es de extrañar que la propietaria del anillo haya sugerido que es una falsificación, ya que en el pasado los diamantes eran " un poco más oscuros y más profundos. Esto puede engañar a la gente, y decidieron que la piedra no era real".

"Con el viejo estilo de corte, la luz no se refleja tanto como con el corte moderno. Los cortadores trabajaron con la forma natural de la piedra, tratando de mantener tanto peso como sea posible en lugar de hacerlo lo más brillante posible", señaló Windham — "Las viejas piedras tienen personalidad y brillan de manera diferente".

Este anillo de diamantes, llamado Tenner, se vende en la subasta De Sotheby's en Londres por 656, 750 libras, casi el doble de la cantidad esperada.

Fuente: NTD Television

Comentarios