Los doctores le dieron dos semanas de vida y le aconsejaron que se despidiera de los suyos. Así es como esta pequeña niña la salvó ...

Hace dos meses, Gene Roper, de 92 años, de Alabama, fue diagnosticada con insuficiencia renal, los médicos le dieron a la mujer un par de semanas de vida y le recomendaron que se despida de sus seres queridos y parientes.

Los hijos y nietos de Gene se enteraron de esta noticia y sintieron mucho dolor, porque la mujer era el miembro más mayor de la familia, el alma de la familia.

Pronto sucedió algo increíble. Una de las bisnietas de la anciana estaba a punto de dar a luz a una niña, que iba a llevar el nombre de la tatara-tatara-abuela.

Esta noticia afectó sorprendentemente a la mujer, su estado mejoró casi de inmediato.

"Solo quiero vivir hasta el momento en que pueda ver a esta chica", dijo la anciana.

Aunque Gene y su esposo, Edward, de 94 años, ya tienen tres hijos, siete nietos, once bisnietos y once tataranietos, casi todos son niños.

Una de las nietas de Jean, Kayla Tracy, una fotógrafa y madre de dos niños, comenzó a pasar más tiempo con su tatarabuela para capturar el encuentro de las dos mujeres pertenecientes a diferentes generaciones del mismo género.

"Ella luchó contra la depresión por un largo tiempo después de haber perdido a su hijo mayor hace cuatro años, y le diagnosticaron insuficiencia renal", dice Kayla.

Pero después de enterarse de que nacería su bisnieta, cambió mucho.

Después del nacimiento de la niña, la sostuvo en sus brazos, y todos fuimos testigos de una escena increíblemente emocional".

1 (32)

Así es como la recién nacida Magnolia ayudó a su tatara-tatara abuela:

"Ella me ayudó a entender lo terrible que me sentía y lo débil que era. Pensé que esta es la chica más hermosa que he visto en mi vida.

Era muy pequeña, perfecta ".

2 (31)

Unos días más tarde, la familia Jin recibió otro motivo de alegría.

El 5 de marzo, Gene y Edward, junto con toda la familia, celebraron el 75 aniversario de bodas.

Jean Roper 92-year-old woman finds new reason to live when she is told that her first great-great-granddaughter is being named after her Credit: Courtesy Kayla Tracy Photography

Su encuentro ocurrió en 1941. En la primera cita, Gene pensó: "Qué hermoso es, amable y gentil".

Jean Roper 92-year-old woman finds new reason to live when she is told that her first great-great-granddaughter is being named after her Credit: Courtesy Roper Family

Ahora, que ya no tiene tantos problemas con los riñones, sus parientes, planean llevar a la anciana a casa, a su casa y a la granja de Edward.

"La gente me dice que la historia de mi bisabuelo y mi bisabuela conmovió sus vidas, me hizo comprender lo que es importante en la vida", dice Kayla. "Este es el mejor cumplido para mí".
Fuente: People

Comentarios